La Voz en el Desierto

Un Oasis en la Soledad

La Voz en el Desierto header image 2

Bullying

May 25th, 2008 · 12 Comments

…Bueno… la voy a arrastrar…! Dijo lastimeramente, mientras le rodeamos y escarnecimos hasta que arrastró por el suelo su humilde mochila para llegar a la escuela, como tantas veces.

Reí, y me dolí con el… esa leve empatía esquizofrénica que me acompañó, en ese entonces. C no era el líder, no lo teníamos, pero solía ser agresivo, con quien podía.

Yo, a pesar de ser siempre el preferido por los maestros, por mi atención en clase, siempre tuve una revolución adentro, que hasta ahora pervive. Mi patria interior, sin fronteras. La libertad de ser franco conmigo; aunque camino en la línea, por formación familiar y convicción.

Despues te vi, en el rostro amargo del saberse despreciado. La mirada dura del que por años sufre heridas que no sanan, solas. Quise decirte que lo olvidaras, que para nosotros aquello no fue tan importante como lo fue para ti. Que a pesar de lo que pensaras de ti, en tu imagen reflejada, eramos nosotros los que merecíamos el desprecio y el estigma de Caín. Pero callé, como he callado tantas veces que mi voz ya era necesaria.

De pronto te recuerdo. Como entendiendo que nuestras acciones huellan eternidad. Que la primera infancia nos hirió a todos por igual, ante la frágil marea del mundo bipolar. La asimetría absurda de querer ser lo que no seremos más que en El.

Hoy pido por ti, porque la oración también fluye en la curva espacio-tiempo. El ayer y el hoy se miran a la cara y se transforman, simultáneos. En la sinergia cuántica del presente que no cesa, porque el tiempo sólo existe en los retazos de recuerdos,  en la memorias vagas del saber que se ha vivido, y la arena seca de un ciclo que se ha ido.

Inhalo profundo, comprimo el tiempo. El humeante pábilo de mi alma es un fuego residual, que consume el barro de esta escoria terrenal, la esperanza viva vuelta realidad, de creer que Tu eres, fuiste y serás. Un refugio pleno, amante y cierto. Eternidad.

 

 

 

Tags: AMIGOS · INTOLERANCIA · MI INFANCIA · ORACIÓN · PERSONALES · REFLEXION

12 responses so far ↓

  • 1 Monja // May 25, 2008 at 1:34 pm

    Me traspasó a pleno

  • 2 Alejandro Vazquez // May 25, 2008 at 2:14 pm

    Gaby, yo lo estoy todavía.
    Son cosas que nos marcan y se nos quedan.
    Un abrazo

  • 3 Luis Carvajal // May 26, 2008 at 3:35 am

    Sobresaliente sensibilidad, profundidad y agudeza que me bendice, aunque he de confesar que me falta CPU para etenderla plenamente.
    Un abrazo amigo

  • 4 Keila // May 26, 2008 at 8:27 am

    Intenso y real. Todos cargamos culpas, cosas que dijimos e hicimos que fueron incorrectas, gracias por recordarnos que el poder de la oración no tiene límites.

  • 5 Betty // May 26, 2008 at 12:14 pm

    Ay amigo mio, que duro, que cierto,que espejo….

    Gracias por abrirte asi,te leo siempre.

    Un gran saludo.

  • 6 Triple // May 27, 2008 at 11:52 am

    Víctimas o victimarios, uno, otro o ambos, desde pequeños la naturaleza humana nos traiciona.
    Este problema cada vez es más común e involucra más violencia. Dicen que es por la exigencia e intolerancia con la que estamos educando a nuestros niños. No lo dudo.

  • 7 Carolina // May 28, 2008 at 9:50 pm

    Qué precioso, Alex.

  • 8 Alejandro Vazquez // May 29, 2008 at 3:12 pm

    Hola Luis, Saludos, Gracias por tus amables comentarios

  • 9 Alejandro Vazquez // May 29, 2008 at 3:14 pm

    Hola Keila, es cierto, además la oración sirve para sanar nuestros pasados!

  • 10 Alejandro Vazquez // May 29, 2008 at 3:15 pm

    Hola querida pasajera, gracias por tu amabilidad de leerme siempre y comentar!

  • 11 Alejandro Vazquez // May 29, 2008 at 3:17 pm

    Hola Triple, Saludos!
    Es una doble traición! Sí, así es, la de nuestra naturaleza y la de nuestra formación en la sociedad.
    Saludos!

  • 12 Alejandro Vazquez // May 29, 2008 at 3:18 pm

    Gracias Caro! Y bueno todos tenemos ‘calacas’ en el closet…

Deja un comentario